MODUS OPERANDI

HOW - cómo ?

¿De qué modo podemos actuar para tomar decisiones que nos permitan mejorar?

Contexto

En primer lugar, es justo reconocer que, a la hora de plantear una propuesta de modelo científico para aumentar la productividad, no partimos de cero. Es la primera conclusión que se extrae tras escuchar las reflexiones del maestro Alex Rovira en el siguiente vídeo. Contamos con un torrente de enriquecedoras aportaciones realizadas a lo largo de la historia por multitud de expertos en la materia. Sin duda, todas ellas son motivo de agradecimiento. Sobre todo, para quien se asoma a este mundo con el ánimo de sumar.

La contribución intelectual de consultores, asesores, coaches, ingenieros, psicólogos, … es nuestro gran tesoro. También la de economistas, blogueros, conferenciantes, docentes, business trainers, etc…. Gente cuyas ideas, reflexiones, puntos de vista diversos, consejos, trucos y sugerencias para aumentar la productividad merecen ser tenidos muy en cuenta.  De hecho, no cabe otra que verlos como fruto de la experiencia y el análisis muchas veces talentoso y siempre bienintencionado.

propuesta de valor aumentar la productividad

Propuesta de valor

Dicho todo lo anterior, manifestemos nuestra intención:  Tenemos la intención de asumir el desafío de tomar impulso partiendo de todas las aportaciones válidas conocidas. Lo que hacemos es, en primer lugar, refundir y estructurar los contenidos relacionados con la empleabilidad y el rendimiento personal. . Y, a continuación, evolucionar hacia una propuesta propia desde el reconocimiento, la humildad y siempre en positivo.

Nuestro modelo científico se sostiene, pues, sobre dos pilares:

Contenidos pensados para facilitar la comprensión integral del fenómeno del rendimiento en el trabajo desde nuestra propia acepción. Plantea una fórmula matemática de la productividad a partir de la cual vamos a poder:

      • conocer en qué situación nos encontramos
      • obtener la sugerencia lógica de qué rumbo tomar
      • concretar cuáles son las tácticas y estrategias adecuadas a cada escenario.

Este cuerpo teórico se sostiene sobre la base de un vademécum de factores (internos y externos) influyentes en el fenómeno analizado. Además, se complementa con:

      • un apéndice específico de los canales de comunicación digital que son clave en el trabajo
      • y un glosario para aclarar aquellos términos con los que el usuario pueda estar menos familiarizado

Herramienta sencilla que lleva programados estos argumentos en su diseño. Permite obtener resultados concretos e inmediatos sobre la estrategia y las tácticas a seguir. Nos orienta en el proceso de toma de decisiones para aumentar la productividad individual. Además, nos permite centrar el tiro y señalar sobre qué factores debemos focalizar nuestros esfuerzos para optimizar el resultado.

propuesta de valor aumentar la productividad

 

Nuestra particular manera de gestionar los canales de información para pensar y abordar cada jornada se tiene una traducción práctica: una secuencia de pautas que, aplicadas de forma sistemática, permiten alcanzar el mayor grado de efectividad en el desempeño de nuestras tareas.

Siempre, desde la óptica de que el método es una variable interna diferencial. Sin perder de vista que, siendo importante por su poder de proyectar el rendimiento exponencialmente, necesita de las demás para florecer. Es una más de las que influyen en la productividad. Por lo tanto, debe situarse en el marco de una estrategia global que considere la globalidad de factores influyentes según el modelo científico que los configura.

Tras analizar las distintas alternativas disponibles en el mercado, elegimos las herramientas informáticas de productividad que pensamos pueden ayudar en mayor medida a implementar nuestro “Método On-Time”.

Aportaciones fundamentales

En resumen, el valor añadido, lo que representa el carácter diferencial de nuestra propuesta de modelo científico para aumentar la productividad, está en que:

    1. aborda la globalidad de factores implicados en el fenómeno a tratar
    2. explicita una fórmula matemática que nos permite cuantificar el nivel de productividad en cada momento y llevar un seguimiento de su evolución.
    3. se presenta en formato digital (App-web) adaptada a cualquier dispositivo
    4. supera el discurso de las “técnicas” y los “métodos” para realzar el protagonismo de las “tácticas” y “estrategias”
    5. sustituye la consideración del tiempo como eje vertebrador del fenómeno del rendimiento en el trabajo por el binomio “espacio-tiempo
    6. tiene un carácter abierto a la participación y al fomento de la inteligencia colectiva, como base del perfeccionamiento constante

LÓGICA DEL MODELO CIENTÍFICO

Pautas de actuación sobre las variables:

En primer lugar, para aumentar la productividad debemos actuar sobre las variables NECESARIAS. Hablamos, a nivel interno, de la actitud innata VOLUNTAD y de la aptitud innata CAPACIDAD. Por eso, quien se dedica a aquello que le gusta y para lo que no está impedido, lo tiene más fácil. Si además, a nivel externo, se cuenta con los MEDIOS materiales para trabajar, todo lo demás es secundario.

Sin ellas, nada es posible. Nos encontraríamos ante un animal sin cabeza, o ante una edificación sin muros de carga. Nos podemos plantear seguir adelante con el abordaje de otras variables. Pero sólo partiendo de la base de su existencia en un grado satisfactorio.

Por supuesto, se puede estar vivo aunque sólo funcione la cabeza, tal y como les ocurre a las personas que sufren tetraplejia. De igual modo que podríamos malvivir en una vivienda que sólo tuviera levantada la estructura. Obviamente, esto no es algo deseable. Para aumentar la productividad, todos aspiramos a que el resto de variables se manifiesten en mayor o menor medida. Si no, sólo funcionamos en modo SUPERVIVENCIA

A continuación, si y sólo si las variables necesarias actúan al nivel esperado, podemos avanzar. Si la cabeza funciona, si la estructura está bien cimentada, entonces nos podemos plantear actuar sobre otras variables.

En ese caso, comenzando por las SUFICIENTES, las que permiten articular el movimiento y desarrollar el resto de funciones vitales en los seres vivos. En la edificación nos hallaríamos ante las paredes interiores o exteriores, que nos estructuran el espacio y conforman el aspecto del edificio.

Estaríamos hablando de trabajar a nivel interno. Por una parte las variables EXPERIENCIA y CONOCIMIENTOS, (actitud y aptitud aprendidas, respectivamente). Por otra, sobre ENFOQUE y ENERGÍA . Por último, a nivel externo, sobre CONTEXTO y ENTORNO (factores impersonales y personales, respectivamente, que circundan desde fuera a la organización para la que operamos)

Se puede llevar una vida más “normal” cuando funciona no sólo tu mente, sino las extremidades superiores, tal y como les ocurre a las personas con paraplejia. Salvando las distancias, esta situación sería la equivalente a la de aquellos que carecen por completo de la mitad de las variables suficientes. Obviamente, sigue sin ser algo deseable ya que todos aspiramos a que se dé el concurso del resto del cuerpo. También podríamos vivir en una casa acabada y con cédula de habitabilidad pero sin los elementos decorativos u ornamental de los que nos convierten una casa en un hogar.

Si tenemos la suerte de que esto sea así y se da el concurso de las variables necesarias y suficientes en grado óptimo, el individuo es productivo. No obstante, lo sería únicamente en modo SATISFACTORIO.

Por último, sólo cuando las variables básicas, tanto necesarias como suficientes, se dan en mayor o menor medida, cobra sentido la utilización de las variables DIFERENCIALES. Sólo cuando el ser vivo funciona con una mínima normalidad y autonomía se pueden plantear objetivos de mayor calado, gestas y hazañas. Sólo cuando el edificio está estructurado por completo, nos podemos plantear ornamentarlo y crear interiores de diseño excepcional.

Estas variables son las que tienen un efecto potenciador más notable para aumentar la productividad. Pero requieren un mayor grado de elaboración creativa e intelectual. A nivel interno, hablamos de la asunción de un MÉTODO de organización del tiempo y otro de organización del espacio, así como del diseño de PLANES de contingencia, y a nivel externo, del trabajo en EQUIPO.

En definitiva, podemos aspirar a aumentar la productividad y alcanzar el grado óptimo. Para ello la persona, aparte de estar en plenas condiciones físicas y mentales, debe desarrollar las cualidades diferenciales mencionadas. Sólo así puede ofrecer la mejor versión de sí mismo, y operar en modo EXCELENCIA.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.